102 ANIVERSARIO DEL GENOCIDIO ARMENIO

 

 
 
SUMATE YA !!


  APRENDE ARMENIO


ESCUCHA A ALIN & TALIN

11-04-2013 | CATEGORÍA: GENERAL (clic)  Visitas 1307 | Comentarios 1
 

DESDE URUGUAY: UNA LECCION ESCRITA EN ARMENIO

 Home  Comentar  Imprimir  Recomendar
« Nota anterior Próxima nota »
 

MIRÁ EL EXCELENTE DOCUMENTAL BRASILERO: ¿De dónde saca el pueblo armenio del mundo entero tamañas reservas espirituales, tamaña persistencia, tamaña paciencia, semejante espíritu, a la vez indómito,  inquebrantable y pacífico?

 

Por Gonzalo Perera (Uruguay)

 

En tos días de escozores constitucionales en que nuestra Corte se sabe Suprema, pero su sentido de Justicia resulta llamativo por su funcionalidad (no juzgo intenciones, sino consecuencias fácticas) respecto al amparo de los delitos de lesa humanidad perpetrados entre 1973 y 1984, no pocas voces, en una apelación bastante efectista, lanzan hacia los militantes que defienden la plena vigencia de los reclamos por las violaciones sistemáticas a los Derechos Humanos, desafíos del estilo :
 
"¿Siguen con el tema de los Derechos Humanos y la dictadura? ¿Cuándo se van a ocupar del empleo, la Salud, la Educación...?"
 
Mostrar que tales preguntas constituyen falsa oposición es tarea harto simple. El Uruguay se despertó de una larguísima siesta de impunidad respecto a los crímenes de la dictadura el 1 de marzo del 2005, cuando asumió el gobierno del FA. Desde esa misma fecha, con las críticas que corresponden, es absolutamente indiscutible que comenzó a atenderse la  emergencia social, el empleo (cantidad y calidad), la Salud, etc., como no había ocurrido en los 50 años precedentes.
 
Verdad y Justicia, por un lado, y sociedad sana e inclusiva, no sólo no pueden ser opuestos, sino que nuestra Historia nos muestra que son dos platos que o bien se sirven juntos, o bien no se sirve ninguno. Hechos son hechos.
 
Pero es necesario, me parece,  ir un poquito más lejos. Hurgar sobre el sentido mismo de la terca persistencia, que nada tiene de capricho, y mucho tiene de lección del pasado hacia el futuro.
 
Uruguay fue el primer país en reconocer oficialmente el genocidio del pueblo armenio a manos del Estado de Turquía: el criminal y sistemático asesinato de millón y medio de armenios indefensos,  ejecutado de forma cruelmente planificadada, programa y calculada y cruelmente por las tropas turcas en un proceso largo, pero que tiene  como año de referencia a 1915. Habla muy bien de Uruguay, pequeño país, haber tenido el coraje de reconocer una verdad histórica inapelable (la sangre inocente que esconde y niega tenazmente la próspera  Turquía) que aún hoy potencias económicas y militares como USA e Israel, no se atreven siquiera a mencionar con todas las letras: GENOCIDIO. Habla muy bien de Uruguay, y de su sistema democrático, el que en todas las tiendas político-partidarias haya manifiesta sensibilidad ante los reclamos de la comunidad armenia sobre el esclarecimiento de una causa incuestionablemente justa y emblemática para la Humanidad entera. Mérito de la comunidad armenia en Uruguay, su paciente, plural y perseverante trabajo, sin duda. Pero porque es justo, cabe reconocer a los referentes de todos los partidos que de un modo u otro manifiestan su sintonía con la causa armenia.
 
Dicho esto, debo decir que para mí, dicha causa constituye una tremenda lección. Una lección de Historia, pero también de moralidad y ante todo de Humanidad. Desde mi subjetividad, con todo respeto a otras visiones tanto o seguramente más autorizadas que la mía, quisiera compartir qué elementos ejemplares y absolutamente singulares  de esta Historia me han hecho reflexionar largamente.
 
Porque, con licencia de Brecht, cualquiera lucha un día, muchos luchan una semana, pero no conozco otro caso en que un pueblo entero, enraizado en los cuatro puntos cardinales del planeta, generación tras generación,  siga luchando después de UN SIGLO ( 98 años, si se cuenta desde el 2015) de perseverar y golpear las mismas puertas miles de veces.
 
Siempre me pregunté: ¿Cómo es posible? ¿De dónde saca el pueblo armenio del mundo entero tamañas reservas espirituales, tamaña persistencia, tamaña paciencia, semejante espíritu, a la vez indómito,  inquebrantable y pacífico? Sinceramente no encuentro respuesta cabal para este asombro, indudablemente semejante perseverancia, tanta dignidad y sentido de identidad, lisa y llanamente no se explican más que por remitirse a observar y admirar la conducta de la armenidad del mundo entero.
 
Pero si lo excepcional es tan admirable como inimitable, algunas lecciones se pueden aprender. Por ejemplo, que el pueblo armenio no lucha por sí mismo. Lucha por la Humanidad entera. Para que ningún otro genocidio pueda tener lugar jamás, victimizando a ningún otro pueblo. Lucha porque sabe que en su macabra confección de la "solución final" para el pueblo judío, ante quienes se inquietaban por eventuales rastros del holocausto, los nazis contestaban "¿Y quién recuerda al millón y medio de armenios?". Lucha porque responde a esa repugnante pregunta con un contundente "Yo los recuerdo y yo los reivindico", y ese "Yo" se multiplica por todo el orbe, cerrando una cadena de implacable verdad que impida que la desmemoria tiente a nuevas barbaries.
 
Fue en el monte Ararat, emblema de la armenidad, donde se habría posado el arca de Noé para comenzar una nueva etapa en la vida en este planeta tras el diluvio universal, tras la destrucción de todo lo conocido. Desde entonces, la armenidad sabe que las sombras y tomentas pueden cubrirlo casi todo, pero que debe sobrevivir con su mensaje de vida y esperanza, para hacer tierra sobre un mundo diferente, donde algunas atrocidades lisa y llanamente no tengan más lugar. El pueblo armenio no lucha por sí mismo, lucha por un Ararat de nueva luz para toda la Humanidad, tras tanta sangrienta tormenta de odio, crueldad e ignominia.
 
Ojalá no se necesite, obviamente, pero el pueblo armenio, que ha luchado un siglo, no me cabe duda que lucharía un milenio  si fuera menester, para que la Verdad se abra paso y la Justicia pueda ser invocada  en esta Tierra sin sentir arder la verguenza alma adentro. Turquía terminará por reconocer lo innegable. Porque es innegable y porque quienes se lo reclaman son infatigables y paso a paso, generación tras generación, ganan nuevos adeptos a su causa, porque es una causa de todos los seres de buena voluntad y decencia.
 
El respeto a los derechos elementales de los seres humanos no es una causa de X o de Y, es una causa de toda persona digna. No puede oponerse a ninguna otra causa justa, sea del tenor que sea. Pero tampoco pueda postergarse ante ninguna otra. Porque cuando una causa tiene que ver con los derechos que nos hacen humanos, no caduca en medio siglo, ni en un siglo, ni en mil años. Simplemente no caduca jamás.
 
Con todo el respeto y admiración que me merece el pueblo armenio, quise compartir una lección que de él creo haber aprendido y que por ende, está al alcance de todos los uruguayos de buena voluntad, de toda coloratura política: no hay mordaza que calle a quien lucha desde sus memorias por la verdad y la justicia como derecho de TODOS, para edificar una sociedad donde NUNCA MAS las criminales atrocidades puedan ni siquiera ser imaginables.
 
Larga vida al pueblo armenio, reserva de dignidad, paciencia y moralidad de la Humanidad. Y que su ejemplar lección de vida, tras los diluvios del horror y la desmemoria, iluminen desde la cima del Ararat a todos, para comprender que en honor a la VERDAD, el genocida debe ser señalado y condenado,  como acto de estricta e indispensable JUSTICIA.
 
Y como genuino acto de amor,  no del amor instantáneo de una novela cursi, sino del hondo y sentido amor a la vida, el que no puede habitar en silencios impuestos o negaciones eternas. Ese amor serio, sentido y responsable, que ni es ciego, ni sordo, ni mudo, ni mucho menos amnésico ante la barbarie y el atropello como práctica sistemática. Ese amor de verdad y justicia,  que es el único  estado de espíritu que puede cobijar  un futuro de dignidad y  genuina paz para todos.
 
Fuente: http://vegamediapress.net/not/4583/una_leccion_escrita_en_armenio/
 
 
"IAN" EXELENTE DOCUMENTAL
INDEPENDIENTE PRODUCIDO EN BRASIL 

 
 
« Nota anterior Próxima nota »
 

Más noticias

Nos interesa su opinión. Escríbanos su comentario:

 
 
COMENTARIOS
 
Santiago Gabriel Apikian | Villa Giardino-pcia. de Cordoba | Argentina | 11/04/2013

No perdono a los turcos, pero veamos: en 1898 el kaiser Guillermo II visito al sultan Hamid, y le aconsejo eliminar a TODOS los armenios pues eran el obstaculo para unir el Imperio Otomano a los paises de Asia Central. Mientras tanto este \"Rey de Prusia\" y \"Emperador de Alemania\", ambicionaba el Pangermanismo, para unirse a los \"ignorantes turcos\" (sic). Despues de la derrota de 1918, este \" Emperador\" huyo como una rata a los Paises Bajos, y nunca se supo mas nada de el. Gabriel Apikian.
 1 Reportar Abuso     Responder este mensaje
 
 
 Home  Arriba  Imprimir  Recomendar
 

RADIO EREVAN NIGHTS EN VIVO !

PULSA Y ESCUCHA LA MEJOR MUSICA !

SIGUENOS EN...
      

APRENDE ONLINE

SERVICIOS IAN

DOBLE CIUDADANIA DE ARMENIA

  ARCHIVOS hasta el 05/04/2011

ARCHIVOS desde el 06/04/2011

AGENDA COMUNITARIA

MP3.. MUSICA ARMENIA !

RADIO.. EREVAN NIGHTS

TV desde ARMENIA ONLINE

TV ARMENIA desde EEUU

NUESTRO ARARAT, IMAGEN FONDO PANTALLA

VISITAS
CRUZ ARMENIA

ESCUDO ARMENIA

 
 
www.ian.am
Desde 2005-2017 INTERNATIONAL ARMENIAN NETWORK - Todos los derechos reservados. Buenos Aires, República Argentina