102 ANIVERSARIO DEL GENOCIDIO ARMENIO

 

 
 
SUMATE YA !!


  APRENDE ARMENIO


ESCUCHA A ALIN & TALIN

30-08-2014 | CATEGORÍA: GENERAL (clic)  Visitas 1775 | Comentarios 0
 

LA CULPA LA TUVO EL BRANDY ARMENIO ARARAT

 Home  Comentar  Imprimir  Recomendar
« Nota anterior Próxima nota »
 

MIRA EL VIDEO ! "Con el mejor brandy del mundo", el armenio:  Churchill, Stalin y Roosevelt sellaron el acuerdo de Yalta de la Segunda Guerra mundial en 1945

 

Crimea fue adjudicada a Ucrania cuando era evidente que estaba ligada con Rusia y Nagorno Karabaj a Azerbaijan


Martín Garrido
 
Todos hemos visto en algún sitio la fotografía (en blanco y negro) en la que al final de la segunda guerra mundial aparecen sentados el Presidente de la URSS (Stalin), de EEUU (Roosvelt) y de Reino Unido (Churchill). La fotografía está tomada en Yalta (es decir en Crimea, que ahora se ha puesto de moda con la crisis de Ucrania). Los líderes de las tres potencias se están repartiendo el mundo en el antiguo palacio de verano de los zares tras la previsible e inminente caída de los nazis.
 
Dicen las malas lenguas que los rusos jugaron con ventaja en esta reunión, porque el presidente americano no estaba para muchos trotes. Pero sobre todo porque Stalin regaló a Churchill lo que el líder inglés consideró tras una larga prueba “el mejor coñac (o brandy) del mundo” : el Ararat. Si vuelven a fijarse en la fotografía se darán cuenta que Churchill está “un poco animadillo”, o al menos a mí me lo parece. Vamos que la culpa de todo este reparto territorial que todavía no hemos digerido la ha tenido un brandy que lleva por título el mismo nombre que el monte en que se supone que tras el diluvio universal encalló el Arca de Noé.
 
Hace unos días contemplaba nuevamente esta histórica fotografía en el museo militar de Yereván (la capital de Armenia). A los museos militares no va nadie, y, sin embargo, deberíamos ir si queremos conocer una parte importante de la verdad (quizás la más dura), una parte que no deberíamos nunca olvidar. La célebre fotografía de Yalta se encuentra en los subterráneos del edificio conocido como la Madre Armenia (una grandiosa estatua edificada en los tiempos de Stalin). Todo el inmenso sótano está dedicado a la segunda guerra mundial.
 
Pero lo que le interesa dar a conocer al museo no son los subterráneos de la Madre Armenia sino la guerra de Nagorno Karabaj. La planta primera se dedica a presentar los hechos y los personajes que tomaron parte en este conflicto. Es un canto a los héroes y a los muertos de esa guerra, que para nosotros pasó desapercibida, entre otras cosas porque nos cuesta identificar el lugar, pero en la que perdieron la vida más de 25.000 personas y en la que se produjeron masacres de todo tipo.
 
Intento situarles y situarme. La división territorial de la URSS en diversas repúblicas federales (en las que se admitía por cierto el derecho de autodeterminación) obedecía más a intereses políticos que a razones históricas. De ahí que en un momento dado Crimea fue adjudicada a Ucrania cuando era evidente que estaba ligada con Rusia. De ahí también, en lo que ahora nos interesa, que se integrara en Azerbaiyán (cuyos habitantes son mayoritariamente de etnia azarí y musulmanes chiítas de religión) un enclave autónomo (Nagorno Karabaj), en el que vivían armenios de religión cristiana y propia. La explosión de la URSS provocó la aparición de nuevos Estados independientes que habían estado en la órbita soviética. En la zona del Cáucaso surgieron tres (Azerbaiyán, Georgia y Armenia) pero se prohibieron otros intentos independentistas, dando lugar a las dos guerras de Chechenia y a numerosos y sangrientos atentados que reclamaban la liberación de Dagestán. La cuestión territorial no está cerrada en la actualidad.
 
En este lío derivado del hundimiento de la URSS los habitantes de Nagorno Karabaj celebraron un referéndum especial y declararon la independencia, dando lugar a una guerra con Azerbaiyán (“el conflicto de Nagorno-Karabaj”) que duró hasta 1994 en que el grupo de Minks (OSCE) integrado por Rusia, EEUU, Francia, Armenia y Azerbaiyán) acordaron un cese de las hostilidades.
 
La independencia de Nagorno Karabaj no fue admitida por ningún Estado (ni siquiera por Armenia) pero sus habitantes siguieron adelante y crearon las instituciones típicas de todo Estado. Un “Estado” al que te dejan entrar, si insistes, pero no salir, si no cuentas con el preceptivo visado que debes cumplimentar en el flamante “Ministerio de Asuntos Exteriores”, un ministerio que a diferencia de otros del mismo tipo carece de embajadas, porque el país, como les digo, es inexistente desde el punto de vista internacional. Un buen tema para Kafka, que a algún iluminado de por aquí le servirá de ejemplo.
 
Estos días que todos estábamos preocupados por Ucrania, y quizás precisamente por eso, se han incrementado los constantes enfrentamientos en Nagorno-Karabaj entre los antiguos contendientes. A principios de agosto murieron veinte soldados, Azerbaiyán envió a la zona material pesado y la aviación empezó con vuelos de reconocimiento. Alíev, Presidente de Azerbaiyán, amenazó por Twitter (ven a dónde hemos llegado) a Armenia con un nueva e inminente guerra. Los analistas creen que los azeríes querían aprovecharse de la crisis de Ucrania y cambiar el “status” de Nagorno-Karabaj por la fuerza.
 
La reunión en Sochi el sábado día 9 de agosto entre Vladímir Putín, Iham Alíev y Serzh Sargsián, presidentes de Rusia, Azerbaiyán y Armenia, logró evitar la guerra. Feliz acontecimiento que me permitió el miércoles siguiente tomarme una Kilikia (una cerveza armenia) en la capital de Nagorno-Karabaj sin que me tirasen una bomba. A los habitantes les vi muy tranquilos. Pero realmente no hay que preocuparse porque ya sabemos que Nagorno-Karabaj no existe y no se puede bombardear lo que no existe.
 
Pero, a poco que pensemos, seremos conscientes que Sochi sólo es un descanso, una tregua en un conflicto no solucionado. Uno más.
 
Al salir, al final de la visita al museo, puedes ver al fondo el monte Ararat y un poco antes la factoría del “mejor brandy del mundo”. Te acuerdas que no has aclarado el error del reparto de Yalta y que debes hacerlo para el amable lector en la próxima tribuna.
 
 
ARARAT, EL MEJOR COGNAC DEL MUNDO

Fuente: http://www.diaridetarragona.com/opinio/tribuna/29639/la-culpa-la-tuvo-el-brandy-1

 
 
« Nota anterior Próxima nota »
 

Más noticias

Nos interesa su opinión. Escríbanos su comentario:

 
 
COMENTARIOS
 
 
 Home  Arriba  Imprimir  Recomendar
 

RADIO EREVAN NIGHTS EN VIVO !

PULSA Y ESCUCHA LA MEJOR MUSICA !

SIGUENOS EN...
      

APRENDE ONLINE

SERVICIOS IAN

DOBLE CIUDADANIA DE ARMENIA

  ARCHIVOS hasta el 05/04/2011

ARCHIVOS desde el 06/04/2011

AGENDA COMUNITARIA

MP3.. MUSICA ARMENIA !

RADIO.. EREVAN NIGHTS

TV desde ARMENIA ONLINE

TV ARMENIA desde EEUU

NUESTRO ARARAT, IMAGEN FONDO PANTALLA

VISITAS
CRUZ ARMENIA

ESCUDO ARMENIA

 
 
www.ian.am
Desde 2005-2017 INTERNATIONAL ARMENIAN NETWORK - Todos los derechos reservados. Buenos Aires, República Argentina